Aviso

No soy ni ana ni mia, tampoco quiero serlo, no lo veo una buena forma de adelgazar, ni de cuidarse, pero cada un@ es libre de hacer lo que quiera, no soy quien para juzgar a nadie, tampoco espero que me juzguen a mí. Este blog es un diario en el que escribo mis vivencias mientras consigo mis metas, si no te gusta lo que lees eres libre para irte.

miércoles, 18 de abril de 2012

Día 3-46

El Lunes me equivoqué en la entrada, no eran 69.5, eran 59.5, sigo obsesionada con el 6 y eso es lo que pasa, que escribo sin pensar o pensando de más, no sé.

Ayer lo volví a hacer mal, volví a comer bastante, repetí la comida del día anterior (pasta con salsa multi kcal) pero esta vez en casa de mi amiga. Luego por la noche tuve una fiesta y cervecita va cervecita viene, lo bueno es que como éramos tantos a comida toqué a poco, unas lonchitas de jamón serrano y dos bocados de pan (los demás se ve que no habían comido en su vida, pero me vino bien, jajaja) y cuando llegué a mi casa me dormí sin pasar por la cocina ni nada.

Por lo menos estuve varias horas por la mañana andando con mi amiga y otra media hora más por la tarde. Aún así esta mañana tenía miedo de pesarme, pero una vez más el 59.5 me saluda. Creo que no me va a abandonar nunca.

Sé que la culpa es mía por no esforzarme, pero los ánimos y la fuerza de voluntad no me acompañan, sigo igual o peor, no tengo ganas de hacer nada, me da por llorar y encima me ha dicho mi profesora de la autoescuela que no estoy preparada para examinarme el Martes, que me espere una semana más. Ya no sé si es que soy una inutil o que no estoy hecha para conducir, lo intento y me esfuerzo, pero parece que siempre me falta algo, si no es una cosa es otra, pero nunca lo hago bien y me frustra.

Hoy he vuelto a fallar (y cuando no) he llegado fatal de la práctica de conducir, me he comido otra lata de la piara con media barra de pan (o un poco menos) y he merendado un kebap que compró mi madre envasado, aunque es diferente porque era pequeñito y solo llevaba pollo y salsa de yogur, pero aún así está fatal, a ver si por lo menos esta noche no ceno y lo arreglo un poco.

Me da mucha rabia (y vergüenza) poner siempre lo mismo, que no hago la dieta, que no he hecho nada, que no me esfuerzo, sé que me tengo que esforzar más y tomármelo más en serio, que parece que me río de las dietas, pero me resulta muy dificil y me hunde más. Una vez más necesito recuperar mis fuerzas, las perdí y ya no se donde buscarlas.

Espero que estéis bien y que os vaya todo genial. Muchos besitos.

1 comentario:

Seda-Kat dijo...

Ahh bueno q ya me habias asustado con el 69, entonces estamos en el mism peso jeje. A mi tampoco me abandona el 59 y medio, q se le va a hacer, me ha cogido cariño...

espero q estos dias se te de mejor la dieta y bajes unos gramillos. Y por lo del carnet no te preocupes mujer, es normal q te pongas nerviosa y lo hagas mal, es algo en lo q tienes poca experiencia.